La superstición del Viernes 13

image

¿Por qué tiene tan mala fama el Viernes 13?
Para entender el origen de la superstición debemos remontarnos a la Última Cena. A la mesa se sentaron Jesús y sus doce discípulos (en total, 13 comensales). Al día siguiente,un viernes, se produjo la crucifixión de Jesús.
Siguiendo la corriente del cristianismo, hallamos otro mal fario en el libro del Apocalipsis según San Juan,  donde el capítulo 13 se dedica al Anticristo y a la Bestia.

Pero la Cábala judía también asigna el mal augurio al número 13 pues 13 son los espíritus malignos que enumera, al igual que lo hacen las leyendas nórdicas. Precisamente una leyenda escandinava cuenta que, en una cena de dioses en el Valhalla, Loki, el pseudo dios oscuro y timador (como no tenía ni seguidores ni culto no podemos considerarlo un dios)  era el invitado número 13.

Siglos después, ya en el 1307 de la Baja Edad Media, el rey Felipe IV de Francia, temeroso del poder y las riquezas con las que contaba la Orden del Temple, contó con el apoyo del papa Clemente V  para detener a todos los Templarios del país, precisamente un viernes 13 de octubre. Este hecho fué el que definitivamente apuntaló la leyenda de los malos presagios asociados a los viernes que caen en 13. Además, como todos sabemos, la detención de los templarios alcanzó una gran notariedad a causa de las escabrosas y falsas acusaciones que se les imputaron, como satanismo, y  las torturas y terribles condenas a muerte a los que los sometieron los inquisidores.

No es extraño que con tan mala fama, en el Tarot, el 13 represente la muerte y a la desgracia eterna.

Pero tranquilos. Hoy es un día como otro cualquiera. Simplemente, comienzan los carnavales y llueve. ¿Mala suerte? No. Esto es Galicia y estamos en Febrero. ¡Que eso no os impida disfrutarlos!

Anuncios