Extranjeros en el hogar

¡Qué decir! Si el Universo se nos viene encima, ¿por qué no íbamos nosotros a venirnos encima suyo? ¿Por miedo a qué? Una de las pocas ventajas (por llamarlo de alguna forma) que nos ha traído este gobierno es que hemos perdido el miedo; a la corrupción, a los monstruos que parecían existir solo en los sueños, a perder nuestros derechos más básicos, al caos absoluto, en definitiva, al miedo, ese miedo que tan bien describía Lovecraft. Así que aquí estamos, sin miedo, escapando de la censura y con ganas renovadas de olvidar el pasado -que no perdonarlo. Bienvenidos a todos a este refugio de humanos que huyen de los que no lo son, de soñadores que sueñan una realidad distinta. Bienvenidos a Cartas desde Malvadia. Somos extranjeros, pero extranjeros en nuestro propio hogar.

image